Maneras de abrir una caja fuerte

Es un poco contradictorio, pero puede ocurrir, que alguien haya adquirido una caja fuerte para proteger sus documentos valiosos, y otros bienes importantes, pero por algún motivo no puede acceder a su poderosa caja fuerte.

Existen algunas alternativas para que este problema sea solucionado, de hecho los fabricantes de estos elementos consideran esta posibilidad, por lo que la situación tampoco es tan ilógica e imposible de suceder.

Alternativas de apertura de las cajas fuertes

Por varias razones los fabricantes de cajas fuertes incluyen un sistema de apertura alternativa en este producto, sin la necesidad de la interacción con un cerrajero Hospitalet profesional.

Una de ellas es que, como cualquier equipo que utiliza un mecanismo de funcionamiento, es posible que éste presente algún desperfecto en cualquier momento, y el fabricante garantiza así que el propietario pueda tener acceso al contenido, sin perder la efectividad del resguardo.

Otra razón es que en ocasiones, los usuarios pueden olvidar la clave de acceso a su propia caja fuerte, por lo que por lo general éstas incluyen una llave alternativa, la cual debe ser introducida en un orificio que no puede ser detectado a simple vista, para evitar la acción de los delincuentes.

Cuándo debe llamar a un profesional

En caso de que no sea posible utilizar el método alternativo que ofrecen los fabricantes, es momento de contratar los servicios de un cerrajero profesional, ellos están capacitados para realizar una serie de maniobras, con la finalidad de abrir su caja fuerte, evitando que la misma sea dañada.

Entre los métodos preferidos por estos profesionales están:

La manipulación. Este método requiere mucho tiempo, sin embargo es un método que con total seguridad no va a dañar la caja fuerte. El profesional logra obtener la combinación a través de métodos como el tacto y el sonido, es una labor que requiere concentración.

La perforación. Este método consiste en realizar una perforación en la caja fuerte con ayuda de un taladro y una broca resistente, de esta manera el profesional tendrá la oportunidad de introducir un instrumento como el boroscopio, el cual es un aparato que también puede ser llamado endoscopio, y permite inspeccionar zonas de difícil acceso, como el mecanismo de una caja fuerte, de esta manera podrá hacer la evaluación pertinente, y así poder realizar las acciones necesarias para lograr la apertura de la misma.

Aunque este método es efectivo, luego la caja fuerte va a requerir algunas reparaciones menores, pero aun será funcional.

Existen otros métodos, pero no son muy comunes, porque por lo general la caja fuerte queda inservible luego de su aplicación. Estos son:

La presión. Este consiste en la aplicación de suficiente presión y energía, pero orientadas específicamente a la puerta y el cerrojo de la caja fuerte, con la intención de empujarla hacia el exterior.

El corte. Es un método que definitivamente daña la caja fuerte, consiste en realizar el corte de algunos puntos específicos para lograr su apertura con ayuda de una sierra, pero debido a la fortaleza del material de fabricación, es posible que sea necesario utilizar varios juegos de hojas para lograr el objetivo.